Análisis System of Souls - Luces y sombras

System of Souls es un juego de puzles y plataformas con luces y sombras.

Análisis System of Souls - Luces y sombras

En España hay mucho talento para desarrollar videojuegos. Tenemos ejemplos recientes como Rime, GRIS o Metroid Dread que han recibido el reconocimiento internacional en sus respectivos géneros. Así que ya no sorprende encontrar proyectos de tanta calidad y tan ambiciosos como System of Souls, que nos transporta a juegos como el mítico Portal de Valve. La inspiración es más que evidente y, aunque no revoluciona el género, se trata de un juego de puzles que te tendrá ocupado un buen rato. System of Souls está disponible en la Store de PlayStation para PS4.

System of Souls es una buena propuesta de puzles y plataformas en primera persona que se basa en la física de los objetos. Sobre todo en la gravedad, una fuerza con la que tendremos que lidiar durante toda la partida para resolver complejos acertijos. Por otra parte, la acción se desarrolla en unas instalaciones futuristas donde el jugador controla a un robot con conciencia humana. Todo tiene una explicación, aunque la trama no te enganchará desde el primer momento. Hoy te contamos todo lo que tienes que saber de System of Souls y si merece la pena.

System of Souls: toda la información

System of Souls
PlataformaPS4
Fecha de lanzamiento17 de junio de 2022
DesarrolladorChaotic Lab
GéneroPuzles, plataformas
IdiomaTextos en español

Experiencia con System of Souls

System of Souls

El cubo es el objeto elemento principal del juego

System of Souls sorprende por su atrevimiento. Puede parecer un simple juego de puzles, pero tiene un diseño muy complejo con luces y sombras. Está compuesto por niveles que ponen a prueba nuestros reflejos y agilidad continuamente. Desde lo más básico como utilizar interruptores hasta el uso de varias habilidades al mismo tiempo. Este planteamiento sería perfecto si los controles más básicos funcionaran correctamente, pero hay detalles que deberían estar más pulidos.

A pesar de eso, se trata de un juego que gustará a los amantes de los puzles. No importa las veces que te quedes atascado porque el premio está al final, cuando abres una nueva puerta. Ese simple gesto compensa el sacrificio anterior que hemos hecho. Sí, vas a tener que sudar para completar ciertos niveles y te vas a desesperar. Pero un juego de puzles no se entendería sin una dificultad exigente que va de menos a más.

Modo Historia, futurista y cyberpunk

System of Souls sólo tiene modo Historia ambientado en un futuro no muy lejano, donde el planeta se ha vuelto inhabitable. Un mundo postapocalíptico con muy pocos supervivientes que ahora son máquinas (o no). El protagonista con número de serie L-064N se despierta en una sala totalmente blanca sin recordar nada sobre su identidad o vida. Es guiado por los escenarios por una inteligencia artificial que le ayudará a desarrollar sus habilidades para encontrar los recuerdos perdidos.

System of Souls

Hay muchas plataformas móviles en System of Souls

Sin duda, parece una trama inquietante que debería enganchar desde el principio. Pero el ritmo de la historia es bastante lento por varios motivos. El principal es que no tenemos mucha información hasta que completamos ciertos niveles. Entonces nos dan pequeñas píldoras para recuperar recuerdos desordenados que no tienen mucho sentido. En cualquier caso, llegamos a la conclusión de que una organización llamada ION se encarga de recuperar cuerpos humanos para transferir su conciencia a robots en lo que parece un limbo.

El entorno del juego nos aporta muy poca información al respecto. Apenas se desbloquean unos documentos y se puede entablar conversación con otros robots en una sala común, pero tienen diálogos pretenciosos que no van a ninguna parte. A veces menos es más. Lo positivo es que un juego de puzles como System of Souls no necesita una buena historia como excusa, sino que busca la reflexión del jugador sobre ciertos temas como la diferencia de clases. El objetivo de ION es salvar la especie humana de alguna manera, enfatizando la redención de los culpables de esta situación de no retorno.

Jugabilidad al estilo Portal

La comparación con Portal es inevitable y es algo que juega a su favor. En este aspecto, Chaotic Lab ha puesto todos sus esfuerzos para conseguir una jugabilidad muy entretenida con mecánicas variadas. Sin duda es una de sus fortalezas porque todo el gameplay gira en torno a estas habilidades únicas como la posibilidad de ralentizar objetos en movimiento o a uno mismo en el aire. Las salas tienen diferentes tamaños y elementos con los que se pueden interactuar. Algunos muy clásicos como cubos, interruptores, plataformas que se mueven... Incluso unos odiosos ventiladores que no paran de girar.

System of Souls

Hay unas estructuras en el techo para columpiarse

El juego tiene un apartado visual muy llamativo porque nada está puesto por casualidad. Las habitaciones son blancas, muy blancas, pero tienen un sistema de colores que nos da pistas sobre su resolución. El elemento principal es un cubo (hay varios colores) que se puede coger para activar interruptores que, a su vez, abren la puerta de salida. Hasta ahí bien, pero todo se complica más adelante, sobre todo cuando aparecen unas flores en el techo que se pueden utilizar para balancearse y no es muy preciso, al igual que la vista del jugador.

Este control nos ha llevado a repetir decenas de veces el mismo nivel y es especialmente frustrante en niveles a contrarreloj. En una ocasión tuvimos que caer en una plataforma excesivamente pequeña antes de que se mueva otra plataforma que hemos ralentizado previamente durante un corto período de tiempo. Y cosas así han puesto al límite nuestra paciencia. Ya no se trata de dificultad, sino que el balanceo es una habilidad que está mal implementada.

Esto es especialmente irritante cuando hay que activar varias habilidades al mismo tiempo que saltas o te balanceas. Por otra parte, el diseño de niveles está muy cuidado para ofrecer puzles muy diferentes con los mismos elementos. System of Souls nos pone a prueba continuamente para estrujarnos el cerebro, aunque también hay un cierto componente de habilidad con el mando. En este caso, hablamos de mover plataformas o ralentizarlas para poder cruzar un estanque de agua o saltar sobre los muelles en el momento adecuado.

Gráficos simples y música repetitiva

Coleccionable en System of Souls

Los coleccionables son cubos de Rubik

En cuanto al apartado gráfico es bastante resultón sin demasiados alardes, pero que funciona muy bien con la ambientación. No sucede lo mismo con la música, donde se nota que se trata de un juego indie con poco presupuesto. El sonido puede ser muy repetitivo en todos los niveles y faltan más efectos sonoros para que tenga más dinamismo. Ni siquiera se diferencian de las conversaciones con robots del resto, así que el resultado es muy plano.

Salvo que hayas dejado coleccionables en el camino, no es un juego que invite a la rejugabilidad. Estos objetos son 50 cubos de Rubik que se encuentran escondidos en los escenarios, tanto en los puzles como algunos pasillos de transición. Por tanto, no es un juego con mucho componente de exploración. Es juego bastante lineal que no intenta sorprender más allá del diseño de puzles.

Opinión: conclusiones y nota de System of Souls

System of Souls tiene muy buenas ideas en un juego de puzles, pero no está bien ejecutado. De hecho, el diseño de niveles es muy atrevido con muchos elementos disponibles y gran variedad que nos desafía continuamente. Hay un equilibrio entre puzles de pura lógica con habilidad. Esto último se antoja más difícil porque algunos movimientos no son precisos como el balanceo y puede resultar frustrante. Al menos, el entorno ofrece pistas visuales, evitando que el jugador se sienta más perdido.

La ambientación es futurista, pero no hace grandes alardes técnicos ni gráficos. Las salas comunes son demasiado simples y el entorno no ofrece información adicional sobre la historia. Por tanto ésta queda en un segundo plano porque el ritmo es un poco lento y desordenado, además de incluir conversaciones insustanciales. Algo similar le ocurre con el apartado sonoro, dejando el completo protagonismo a los puzles centrados en la física de los objetos.

¿Merece la pena System of Souls?
A favor
  • Buen diseño de puzles
  • Mecánicas divertidas
  • La ambientación futurista
En contra
  • Movimientos imprecisos
  • El entorno no aporta nada a la narrativa
  • Pobre aspecto sonoro
ConclusionesA pesar de los inconvenientes que le vemos, System of Souls es un buen juego de puzles para los que buscan desafíos. La dificultad va aumentando a medida que se desbloquean más habilidades, por lo que siempre hay un reto mayor que el anterior. Ahora bien, algunas fases pueden ser frustrantes por ciertos movimientos imprecisos que deberían estar muy pulidos para disfrutar 100% del gameplay. Las mecánicas son muy divertidas donde la gravedad tiene un fuerte protagonismo, pero la historia queda en un segundo plano.

61Sobre 100
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!
Para ti