Call of Duty ha baneado medio millón de usuarios y este es el motivo

Los jugadores tóxicos ya no serán un problema para Call of Duty: Warzone 2.

Call of Duty ha baneado medio millón de usuarios y este es el motivo

Call of duty es uno de los shooters más conocidos en todo el mundo. Por tanto, no sorprende que entre la gran base de jugadores que tiene, existan algunos problemas debido a comportamientos indebidos.

En este sentido, no es ningún secreto que Activision ha tomado sus respectivas medidas para frenar las constantes trampas que hacen los jugadores, en miras de lograr partidas más justas. Por ejemplo, la iniciativa Ricochet, un equipo anti cheat que combate las prácticas sospechosas y los mods que benefician dichas prácticas. Desde luego, este esperado sistema se puso en marcha en el 2021 -con sus actualizaciones durante este 2022-, tras las múltiples quejas de miles de usuarios. Sin embargo, esto no es lo único negativo que sucede dentro del juego.

Call-of-Duty-Anti-Cheat-Progress-Report-

Call of Duty también va por los jugadores tóxicos

A pesar de que Activision se ha centrado en eliminar las trampas, eso no quiere decir que hasta ahí se hayan acabado los problemas en el shooter. De hecho, el juego ha sido conocido también por albergar una enorme cantidad de jugadores tóxicos, sin importar la plataforma en la que se juega. Por ello, la compañía ha prohibido el acceso a medio millón de jugadores con comportamientos indebidos o soeces.

Esto último se hizo para mejorar la experiencia durante las partidas, mientras que favorecen un ambiente más sano para sus usuarios. La más reciente publicación del blog de Call of Duty ha abordado algunos de los detalles más relevantes en cuanto al compromiso del equipo no sólo para erradicar las malas prácticas, sino los malos comportamientos.

Como mencionamos, Call of Duty se ha destacado entre otros juegos de su mismo género tanto por buenas como por malas razones. Es innegable que el equipo desarrollador se ha esmerado en mejorar los gráficos y los modos de juego, pero lamentablemente muchos jugadores han aprovechado el shooter para sus conductas reprochables. Así que ahora mismo el equipo de desarrollo se encuentra trabajando en esta situación.

En primer lugar, hay un nuevo Código de Conducta de Call of Duty, tal y como se puede observar en el blog oficial. En este, el código ético muestra cómo tratar a los demás con respeto y ofrece la opción de denuncia en el juego, así como medidas de seguridad. Esto significa que Call of Duty está motivando a sus fans a que utilicen estas herramientas para identificar más rápidamente a aquellos jugadores hostiles. Y una prueba de lo anterior es que la compañía ha exigido a los jugadores reconocer este código de conducta para poder participar en la beta de Modern Warfare 2.

Call-of-Duty-Anti-Cheat-Progress-Report-

Para entender mejor por qué el equipo desarrollador ha estado preocupándose cada vez más por esta situación, en mayo de 2021 se registraron 350.000 baneos en Call of Duty. Pero la cifra va en aumento, con 500.000 cuentas baneadas. Y no sólo esto, sino que en la publicación oficial, la compañía señala que de ahí, 300.000 cuentas fueron renombradas gracias a su sistema de filtrado automático. Además, han agregado 14 nuevos idiomas para el chat de texto, lo que podría ser de gran ayuda a la hora de identificar nombres de usuario inapropiados.

El blog indica, incluso, que la combinación del sistema de filtrado y la moderación humana es la manera en la que el equipo de Call of Duty está identificando el lenguaje ofensivo. Esto ha disminuido un 55% de nombres de usuario o clanes hostiles dentro de Call of Duty Warzone 2 durante el breve lapso de un mes. Luego de la revelación de la fecha y hora de lanzamiento de Call of Duty Warzone 2, muy seguramente estas medidas serán trasladadas a la próxima entrega de Activision.

Dada la popularidad del shooter en primera persona, son buenas noticias que sus desarrolladores estén tomando las medidas radicales, pero muy necesarias para evitar las conductas agresivas de los usuarios. Desde luego, el equipo tendrá que seguir supervisando activamente a su base de jugadores para evitar que reincidan o busquen otras maneras de comportarse inadecuadamente y esto no es ninguna tarea fácil. Sin embargo, la expectativa para el siguiente título es bastante buena, ya que, como podemos ver en el Código de Conducta de Call of Duty los jugadores tendrán más oportunidades de jugar en un ambiente seguro, además de que su experiencia de juego no se verá afectada por algunos usuarios que buscan crear discordia entre la comunidad.

Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!
Para ti