¿SABÍAS QUE… Electronic Arts tardó 5 años en desarrollar su primer juego propio?

¿SABÍAS QUE… Electronic Arts tardó 5 años en desarrollar su primer juego propio?
Por Juan Elias en EA

Bienvenidos a una nueva entrega de ¿Sabías que…?, el apartado de AlfaBetaJuega dedicado a las curiosidades de los videojuegos y su historia. Muchos decían no hace tanto tiempo, alguno incluso lo sigue diciendo, que EA es la compañía más malvada que existe. Y no es un sambenito que le colguemos aquí, es que de hecho durante dos años consecutivos fue votada como la peor compañía de Estados Unidos antes de romper la racha en 2014. Pero aquí queremos mirar más hacia el pasado de Electronic Arts.

¿SABÍAS QUE… Electronic Arts tardó 5 años en desarrollar su primer juego propio?

Un pasado mucho más brillante, lleno de esperanzas y con una idea en la cabeza ** Trip Hawkins, un emprendedor que poco después de alcanzar la mayoría de edad ya fundaba su primera empresa para explotar una idea que estaba seguro que le daría pingües beneficios, un juego **estratégico de fútbol americano.

La cosa no fue como él esperaba, pero Hawkins no se desanimó. Años después lo volvió a intentar, esta vez cambiando de negocio, pero llevándose consigo algunas de sus obsesiones particulares. La incipiente industria de los videojuegos ofrecía oportunidades, pero hacía falta una visión para poder moldear todo ese vasto campo de arcilla que abría ante los ojos de los desarrolladores.

Y vaya si tuvo una visión, una que no solo definió la industria en lo que a estudios externos se refiere, sino que además inspiró el propio nombre de la compañía, elegido casi por cansancio. Vamos a repasar esta gestación de Electronic Arts en esta entrega de ¿Sabías que…?.

¿SABÍAS QUE… Electronic Arts tardó 5 años en desarrollar su primer juego propio?

Aquí hacemos arte

No puede negarse que Electronic Arts es uno de los nombres más importantes dentro de la historia del videojuego, es una de las compañías veteranas que no solo ha resistido los envites que llevaron a otras como Atari a echar el cierre, sino que además ahora mismo es una de las corporaciones más grandes dentro de este negocio gracias a licencias con un valor tremendo. Hablamos de propiedades como Star Wars, una marca realmente golosa; de franquicias propias como Battlefield o Mass Effect; y por supuesto, de los simuladores de su división EA Sports, que con Madden en Estados Unidos y FIFA en el resto del mundo suman carretadas de dinero a sus arcas.

Electronic Arts ha pasado por mucho y tocado muchos palos. Pero sus inicios se remontan a mucho antes de la reunión en una habitación del resort Pajaro Dunes en Watsonville, California, en la que se decidiría el nombre definitivo de la compañía, y a la que luego volveremos. Esos inicios habría que buscarlos en 1972, cuando un joven Trip Hawkins de 19 años se decide a crear una empresa que publique y gestione las ventas de un juego de tablero que él mismo ha creado. Se llama Accu-Stat, y es un juego estratégico no de temática militar ni fantástica, sino de fútbol americano.

A Trip Hawkins le gusta el deporte. Y le encantan las estadísticas. De la unión de ambas aficiones nació este juego, del que dicen que tiene mucha calidad. La verdad es que las características del juego no pintan nada mal. A principios de los setenta, Accu-Stat ya permitía usar de manera realista estrategias de equipos reales, así como las capacidades que mostraban sus jugadores en base a sus registros. Con el uso de dados y unas tablas, uno podía ver cómo la eficiencia de un equipo sobre el tablero se correspondía con la realidad. Accu-Stat era una gran idea. El problema es que Trip solo era un muchacho que no sabía nada de negocios, y eso llevó a su fracaso.

¿SABÍAS QUE… Electronic Arts tardó 5 años en desarrollar su primer juego propio?

El año 1980 ya es otra historia. Trip Hawkins ha hecho callo, se ha curtido en Apple bajo el mando de Steve Jobs y ya sabía cómo qué podía hacer y qué no una compañía en la industria del desarrollo de software. Aprendiendo del liderazgo de Jobs y resuelto a dar nueva forma a ideas como Accu-Stat, que a la postre derivaría en la serie Madden, Hawkins se decide a fundar una empresa de desarrollo de videojuegos que inicialmente iba a llamarse Amazin’ Software. A ninguno de los 11 empleados con los que empezó en plantilla le gustaba. Vale, Hawkins no sabía de nombres de empresas, pero había tres principios que tenía muy claro que su compañía tenía que llevar a la práctica si quería salir adelante. Ellos no fabricaban hardware, por tanto tenían que crear su propia estrategia para llamar la atención de quienes sí lo hacían. La clave son los diseñadores, esos artistas electrónicos.

La importancia de considerar al diseñador como un artista, de reconocerlo como el nombre que da valor y cimiento a su trabajo, sin desmerecer al resto del equipo, era el primero de estos tres pilares básicos, pero había dos más. Los otros dos frentes por los que los de Hawkins atacarían sería el uso de herramientas propias para desarrollar programas lo más eficientes posibles en cualquier plataforma, adecuándose a sus características. Y además, contar con canales de distribución para que este desarrollo multiplataforma llegara al máximo público posible. Esto, que flotaba en la mente de Hawkins en 1982, es hoy en día y desde hace mucho el ABC de las desarrolladoras third party, y prácticamente el concepto que ha movido la industria durante mucho tiempo.

Sabiendo lo que quieren hacer, queda atacar el tema del nombre. Para ello, se impone un fin de semana de empresa en el mencionado resort Pajaro Dunes. Los empleados están reunidos en una habitación, pasan las horas y no se ponen de acuerdo. Trip no se va a ir de allí esa noche sin saber cómo llamar a su empresa. Llega a decirles que cualquiera de salga de la habitación o se vaya a dormir pierde su voto. Valoran llamarse Electronic Artists, en honor a ese concepto del artista al que quieren dar peso, y entonces Tim Mott sugiere algo: Electronic Arts. Artes, no solo artistas, eso es lo que hacemos aquí. No se sabe bien si fue porque el nombre caló o porque ya era medianoche pasada, pero el resto es historia.

¿SABÍAS QUE… Electronic Arts tardó 5 años en desarrollar su primer juego propio?

Electronic Arts nació para editar y distribuir los juegos que esos artistas desarrollarían, pero con sus propios estudios. Así llegaron M.U.L.E., de Ozark Softcape, desarrollado por Danielle Bunten, o Archon, de Free Fall Associates y que plantea un juego táctico inspirado en el ajedrez con elementos fantásticos. Electronic Arts da la campanada desde esos inicios en 1982… pero no hará su propio arte electrónico hasta 1987 con Skate or Die. Un lustro después para dejar patente que el dicho de “vísteme despacio que tengo prisa” es una gran verdad y que antes de hacer nada es mejor saber lo que te haces.

Hasta aquí esta entrega de ¿Sabías que…? Te esperamos en una próxima entrega con más curiosidades, aunque esperemos no tardar en decidir cuales. Que nosotros no tenemos un resort a mano...

Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!
Para ti