Close Button
Compartir

El clan Uchiha tiene en sus manos los Genjutsus más peligrosos de Naruto.

Según la narrativa de Naruto, el Sharingan es uno de los tres grandes Dojutsu, en conjunto con el Rinnegan y el Byakugan. Este Kekkei Genkai del clan Uchiha aparece de manera selectiva y es uno de los más poderosos en el mundo de los ninjas. Esta forma se manifestó por primera vez en Indra Otsutsuki, el hijo primogénito de Hagoromo Otsutsuki; aunque, una versión inferior del Rinne Sharingan de Kaguya se había despertado en Indra. Curiosamente, al contrario del manga, el Sharingan en el anime se manifestó por primera vez en Hagoromo.

Por su parte, el Sharingan no es innato, aunque hay escasas excepciones en que se puede heredar, en realidad este dojutsu es bastante raro. Se activa cuando un Uchiha experimenta emociones intensas tras una derrota, una decepción o una pérdida, de modo que su aparición se evidencia con un cambio en los ojos. Esta alteración refleja los sentimientos negativos del usuario. Pero pasemos a los puntos interesantes: las habilidades del Sharingan.

En primer lugar, tienen la capacidad de percibir todos los tipo de chakra del Sharingan a través de una perspicacia panorámica que les permite tener una visión absoluta de su alrededor. Y, como resultado de lo anterior, pueden imitar otros jutsus que no son Kekkei Genkai. Además, esta habilidad va aumentando a medida que quien lo posee adquiere la velocidad suficiente para captar objetos en movimiento (especialmente si estos objetos tienen una gran rapidez).

De este modo, los poderes del Sharingan se caracterizan por su eficacia, hay dos que se han ganado su propio espacio en el podio entre los miembros del Clan Uchiha -obviando que su poder es tan inmenso que se han prohibido-. Se trata del Izanagi y el Izanami.

izanagi-hagoromo

El Sharingan Izanagi

La primera vez que apareció este genjutsu fue durante el combate entre Danzo y Sasuke Uchiha. su inmenso poder se debe a muchas buenas razones. La primera de ellas, una de sus principales características, es que al momento de activarse elimina cualquier conexión entre la realidad y la fantasía. Y a pesar de que se activa por lapsos breves, se le considera como el más fuerte y peligroso, por su naturaleza de límites inexistentes. De ahí que se determine como un Jutsu prohibido, incluso se afirma que es la técnica ocular Uchiha perfecta.

En comparación con cualquier genjutsu del Sharingan que modifica el sistema de chakra del objetivo y despliega una ilusión al apuntarlo, el Izanagi se lanza sobre la realidad propia del objetivo y lo cambia a voluntad, o bien, elegir su destino. Otra de las características del Jutsu es que cuando el usuario es herido de muerte, tiene la capacidad de desvanecerse para volver a la realidad prácticamente ileso. Un ejemplo de ello fue en el combate entre Sasuke Uchiha y Danzo, cuando este utilizó el Izanagi para evitar la muerte, mientras que las células Senju de su cuerpo lograban la duración de un minuto del Izanagi, además de un poder absoluto.

Por otro lado, sólo pueden obtenerlo quienes tienen rasgos genéticos del Sabio de los Seis Caminos debido a que está basado en sus habilidades con la Creación de Todas Las Cosas. Esto significa que el Izanagi puede darle vida a lo que su imaginación le permita, a través de la energía espiritual centrada en el Yin; y, posteriormente, aplica la vitalidad con base en la Liberación Yang.

Son muchas las ventajas que da este Jutsu, convirtiéndolo en una de las mejores técnicas de los ninjas. Aunque el usuario se vuelve casi indestructible, el precio a pagar por él es muy alto.

Itachi_vs._Kabuto-izanami

El sharingan Izanami

Este Jutsu es la pareja del Izanagi, aunque un tanto menos utilizado. Una de las características que comparte con su contraparte es que afecta los cinco sentidos del usuario a cambio de la capacidad temporal de utilizarlo. Su uso trae como consecuencia la pérdida de la luz en el ojo que se utilice.

El poder del Izanami fue creado para contrarrestar el Izanagi. Al contrario de este último, se utiliza para restaurar el equilibro. Para comenzar, el usuario tiene que decidir una cción, mientras que utiliza el Sharingan para recordar la sensación coporal del instante, haciéndolo de manera constante para lograr el objetivo y, de esta manera, crear un bucle. El transcurso del tiempo supondrá una superposición de dos sensaciones corporales idénticas y las reproducirá hasta formar un patrón. Esta cualidad, de cierto modo, vuelve al jutsu un tanto más peligroso que el Izanagi debido a que el usuario no tiene la capacidad de alterar significativamente la cadena de eventos, especialmente si busca escapar del destino que él mismo ha creado. En otras palabras, el Izanagi tiene el poder de decidir el destino de alguien.

Curiosamente, sólo se ha visto a Itachi Uchiha a lo largo de la serie. Y, a juzgar por los sucesos, no parece que las cosas puedan cambiar. Durante su lucha contra Kabuto Yakushi, Itachi lo obligó a repetir sus movimientos hasta crear el bucle. De este modo, cuando la víctima ha caído en la trampa, el usuario puede activar el Izanami y dejarlo en un círculo vicioso que se repetirá hasta el fin de los tiempos. Además, quien esté atrapado permanecerá inmóvil mientras los eventos van sucediendo de manera cíclica en su cabeza. Y la única forma de salir del Jutsu es cuando se acepta la esencia del propio ser y el destino.

En resumen, cada uno de los Jutsus tiene sus respectivos poderes, hecho que los ha convertido en las técnicas más peligrosas de los ninjas. Tanto el Izanagi como el Izanami tienen la capacidad de alterar el destino, por tanto, se han prohibido para proteger la integridad de los miembros ninja. Pero si algo nos queda claro, es que el clan Uchiha se ha encargado de hacerse notar como uno de los más peligrosos.

Fuente: GameRant

Temas relacionados: Naruto

Compartir
Disney+ logo
Sigue a Alfa Beta Juega y entérate de todas las novedades en videojuegos y anime Síguenos en Google News
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!