Close Button
Compartir

Si hay un juego que tiene una personalidad y un sabor muy propio en PlayStation 4 ese es, sin duda, Bloodborne que con sus localizaciones misteriosas y perdidas ha logrado dar más de una sorpresa a los jugadores más avezados. Además, su relativa dificultad y sus increíbles y poderosos jefes finales han hecho que muchos fans pidan a gritos que Miyazaki desarrolle un Bloodborne II. No sabemos si los jugones recibirán una continuación para uno de los mejores juegos de PS4, pero tanto jugo se le puede sacar a este título que aún no se han descubierto todos sus secretos, es más, cuatro años después de su estreno el youtuber Lance McDonald ha descubierto que la Piedra de Yharnam en Bloodborne iba a tener un uso real.

¿Cuál? Pues en concreto servía para que el Sacerdote de la Aldea de Pescadores tuviera un diálogo opcional inédito que el youtuber ha descubierto revolviendo en los archivos del juego. En esta ocasión, la Piedra de Yharnam podría ofrecérsele al deformado y horripilante cura que, a cambio, regala varias confesiones sobre la relación que existe entre el Kos, Mergo y Yharnam, la Reina Ptumeria. Esto desentraña diversos misterios que podrían haberse incluido en la historia "oficial" del juego, pero que al final, por lo que sea, se ha quedado fuera. Si quieres descubrir todo lo que entraña este gran secreto, te invitamos a que te quedes y veas el siguiente vídeo, te lo cuenta absolutamente todo.

Te recomendamos I Bloodborne también contará con su propio juego de mesa

Temas relacionados: PlayStation 4

Compartir

Este artículo sugiere de forma objetiva e independiente productos y servicios que pueden ser de interés para los lectores. Cuando el usuario realiza una compra a través de los enlaces específicos que aparecen en esta noticia, Alfa Beta Juega percibe una comisión. Únete al canal de chollos de Andro4all para enterarte de las mejores ofertas antes que nadie.

Disney+ logo
Date de alta en Disney+ por 8,99 euros y sin permanencia ¡Suscríbete a Disney+!
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!