¿SABÍAS QUE… una versión prohibida de Tetris se puso a la venta por un millón de dólares?

¿SABÍAS QUE… una versión prohibida de Tetris se puso a la venta por un millón de dólares?

Bienvenidos a una nueva entrega de ¿Sabías que…?, el apartado de AlfaBetaJuega dedicado a la historia de los videojuegos y sus curiosidades. En esta sección ya tratamos, cómo pasa el tiempo, hace un par de años el mastodóntico revuelo que se formó con la pelea por los derechos de la adaptación de Tetris a consola, ya que al menos en lo que respecta a ordenadores, los propios causantes del lío, Mirrorsoft, estuvieron rápidos para dejar todo en regla.

¿SABÍAS QUE… una versión prohibida de Tetris se puso a la venta por un millón de dólares?

Pero mientras Atari y Nintendo se sacaban los ojos por fabricar estos codiciados cartuchos que iban a ser éxito seguro, alguien iba haciendo ya camino andado. Y así resultó que por las prisas, antes de que fueran prohibidos y los derechos reconocidos a Nintendo, llegó a haber en circulación alrededor de una decena de cartuchos de Tetris para Megadrive. Un ejemplar rarísimo, ¿pero tanto como para pedir un millón de dólares por un original en eBay? Veámoslo a continuación.

¿SABÍAS QUE… una versión prohibida de Tetris se puso a la venta por un millón de dólares?

Pero la frenada en seco de Sega llegó tarde y ya se habían producido las primeras unidades de Tetris para Megadrive. No muchas, se tiene constancia de un número indeterminado pero que estaría alrededor de la decena en el mejor de los casos, entre 5 y 8 cartuchos. Y de ellos, solo tres adquisiciones han salido a la luz. La más famosa de ellas, la de un coleccionista barcelonés que posee uno de estos ejemplares originales firmado por el puño y letra del mismísimo Alexey Pajitnov. Un ejemplar que si bien no es único, si es rarísimo. ¿Cuánto estás dispuesto a pagar por este santo grial? Una pista: no bajes de siete cifras.

Porque en el año 2011, este cartucho de Tetris para Megadrive firmado y en buen estado se ponía a subasta en eBay con un precio de compra inmediata de un millón de dólares. El movimiento fue noticia en los medios, y hasta se informó que el propietario había rechazado múltiples ofertas de en torno a 20.000 dólares, una cantidad desorbitada para un cartucho pero que a ojos del dueño no bastaba para deshacerse de esta pieza de tanto valor. Y es que a él le había costado ya la friolera de 15.000 dólares, los cuales había tenido que pagar por este cartucho japonés totalmente genuino. La ganancia de 985.000 dólares que pretendía, no obstante, no se antojaba fácil. Quizá a algún gran magnate del petróleo se le despierte un día la afición por el retro y llegue a pagar esta millonada literal.

Hasta aquí esta entrega de ¿Sabías que…? con la que despedimos el 2016. Nos tomamos las uvas y un cava, nos damos una buena fiesta con cotillón y te esperamos el año nuevo para más curiosidades. Feliz salida y entrada de año.

Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!
Para ti