The Legend of Zelda: consigue que un enemigo de Breath of the Wild se vuelva dócil

Este jugador llevó a un Lynel a la Ciudad Gerudo, donde básicamente fueron desarmados.

The Legend of Zelda: consigue que un enemigo de Breath of the Wild se vuelva dócil

En el mundo abierto de The Legend of Zelda: Breath of the Wild hay una serie de enemigos difíciles e imponentes que no cualquiera puede derrotar, aunque, claro, también existen otros más comunes que los igualan en cuanto a poder o que podrían superar a sus similares. En la historia principal del juego te puedes encontrar varios de estos peligrosos jefes, pero para probar tus habilidades al máximo ante los desafíos de mayor dificultad tendrás que pensar mucho más allá de lo común.

Durante la travesía, Link tendrá que enfrentar muchas batallas antes de encontrarse cara a cara con su antagonista más notable: La Calamidad de Ganon. Para llegar a este punto, primero luchará contra Moblins, Invocantis, Bokoblins, Lizalfos, Chuchu y unos cuantos más durante su exploración en el mundo abierto de Breath of the Wild. A pesar de que cada uno tiene su respectiva dificultad, no significa que todos estén en el mismo nivel, así que ahí cabría mencionar a la Bestia Divina, que es uno de los más complicados y requiere de ciertas habilidades para salir victorioso de la pelea.

Si para el jugador no es suficiente este nivel de dificultad, quienes hayan completado BOTW, pueden activar el "modo master", para aumentar el desafío y hacer que aparezcan los Centaleones, Lizalfos, Bokoblins y los Moblins en su versión dorada. En dicha versión, los jefes incrementarán considerablemente su barra de vida, la resistencia ante los ataques de Link y desarrollarán una técnica de ataque mucho más específica.

Así pues, hay muchas opciones para hacer que la experiencia de juego sea un tanto más difícil, pero, ¿qué sucedería si uno de los jefes se convirtiera en un personaje vulnerable? pues aparentemente esto es posible, gracias a un jugador.

the-legend-of-zelda-breath-of-the-wild-como-vencer-lynels

Esta jugada no la esperaba nadie

Antes de continuar, por si no lo has jugado todavía, en Breath of The Wild hay unos enemigos que se inspiran en los centauros, llamados Lynels. Se les conoce por su gran fuerza y destreza en el combate. Fuera de todos los jefes, este enemigo es considerado como el más fuerte del juego de rol. Desde luego, hay muchos jugadores a los que les ha provocado temor encontrárselos durante su viaje por Hyrule.

Pero, volviendo al tema, un fan de Legend of Zelda: Breath of the Wild ha logrado una hazaña que quizás a pocos se les hubiera ocurrido: desarmar a uno de los enemigos más complicados del mundo abierto, un Lynel para dejarlo indefenso y así vencerlo fácilmente.

El usuario Twitter, llamado zelda_watchan, ha revelado una forma de desarmar a los Lynels. Si bien, la horrible bestia sigue rastreando cada paso de Link con su cabeza, en realidad ya no puede bloquear los ataques del jugador, por lo que se vuelve prácticamente vulnerable.

"Fui capaz de quitarle las armas a un Lynel y dejarlo completamente indefenso. En este estado, no atacará hagas lo que hagas", explica el fan de Breath of the Wild en la imagen que acabas de ver. Así pues, menciona que hay una forma ciertamente complicada de conseguir que el Lynes guarde sus armas y se convierta en una bestia dócil.

Según la explicación del usuario de Twitter, esto se puede conseguir llevando al enemigo en cuestión a las afueras de Ciudad Gerudo, una aldea en la que Link sólo tiene permiso de entrar si se encuentra vestido de mujer, ya que los hombres tienen prohibida su entrada. Si el enemigo es descubierto en la escena que se reproduce cuando Link intenta entrar en la ciudad sin su disfraz, en automático le quitarán todas sus armas.

Desde luego, esta jugada es casi exclusiva en los Lynels, ya que el mismo jugador realizó el experimento con miembros del oscuro Clan Yiga, sin embargo, estos siguieron atacando a Link después de que les quitaran sus armas. Así que el truco solamente funciona con Lynels.

Es curioso cómo este jugador llegó a la conclusión de que la bestia sería desarmada tratando de ingresar a la aldea, sin embargo, funcionó, ya que el enemigo se vuelve totalmente dócil. Por el momento no sabemos de otros enemigos que cedan ante este tipo de situaciones, pero eso no quiere decir que no pueda haber más descubrimientos interesantes en Breath of the Wild en el futuro, antes de que The Legend of Zelda: Tears of the Kingdom se lance en myo del 2023.

Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!
Para ti